MAGISTRATUS, MERMELADAS DE AUTORA

Nacidas en el Maestrat, transmiten la esencia de los frutos y de las producciones de conserva tradicionales de la zona y de las comarcas hermanas. Están elaboradas de forma totalmente artesanal con un sello personal que seduce los paladares más exigentes.
Del campo a la mesa. Así se podría definir la filosofía con la que trabaja las mermeladas Maria Benages, la propietaria de Magistratus, una marca que se significa por elaborar unos productos cien por cien naturales. La firma utiliza frutas y productos de proximidad y de temporada. Tanto que en ocasiones es la misma gerente la que va a hacer la cosecha, como pasa con las clementinas o las naranjas que tiene a las fincas de la propiedad familiar. "Magistratus apuesta por la filosofía del kilómetro cero y slow food, por eso, la mayor parte de las frutas, verduras y productos que utilizamos, son de las comarcas de Castelló y de reconocida calidad, como por ejemplo las alcachofas de Benicarló o la 'tomata de penjar' de Alcalà de Xivert", explica Maria.

MAGISTRATUS, MERMELADAS DE AUTORA

Nacidas en el Maestrat, transmiten la esencia de los frutos y de las producciones de conserva tradicionales de la zona y de las comarcas hermanas. Están elaboradas de forma totalmente artesanal con un sello personal que seduce los paladares más exigentes.
Del campo a la mesa. Así se podría definir la filosofía con la que trabaja las mermeladas Maria Benages, la propietaria de Magistratus, una marca que se significa por elaborar unos productos cien por cien naturales. La firma utiliza frutas y productos de proximidad y de temporada. Tanto que en ocasiones es la misma gerente la que va a hacer la cosecha, como pasa con las clementinas o las naranjas que tiene a las fincas de la propiedad familiar. "Magistratus apuesta por la filosofía del kilómetro cero y slow food, por eso, la mayor parte de las frutas, verduras y productos que utilizamos, son de las comarcas de Castelló y de reconocida calidad, como por ejemplo las alcachofas de Benicarló o la 'tomata de penjar' de Alcalà de Xivert", explica Maria.

María Benages

Fundadora y propietaria de Magistratus

La iniciativa de Magistratus nació en Salzadella, después de asumirla Maria aterrizó en Xert y ahora tiene la sede y el obrador a Castelló. Después de unos cuatro años de trabajo, las mermeladas elaboradas por Maria han conseguido una reputación entre restaurantes y clientes particulares.

Maria ha aplicado sus estudios y conocimientos de nutrición y dietética para dar vida a sus creaciones, las cuales ya llegan a 41 tipos de mermeladas. Un producto que tiene la certificación Artesanía de la Comunidad Valenciana y que son distribuidas en València, Castelló y la zona de Tortosa, tanto a tiendas como restaurantes, y que a través de internet ha seducido a fieles seguidores de Galicia y Asturias. El siguiente objetivo: poder etiquetar mermeladas con el sello de productos ecológicos.